miércoles, 1 de junio de 2011

Que me malcríes
y sigas consintiéndome los caprichos,
no ayuda a superar mi complejo de Edipo

1 comentario:

Fio dijo...

Antes que nada, me siento TOTALMENTE identificada con el post anterior, el de los aritos. Además deberían traer 5 juegos de tuerquitas, mínimo.

Y con respecto al post de hoy: Yo nunca tuve complejo de Edipo, porque mi papá no me dio mucha bola.

En realidad no lo tuve con él.

Voy a escribir algo sobre eso...